Hazte socio

Entrevista a Marcos Vargas, Fundador de Besafeinversiones.com

A través del crowdfunding (financiamiento público), Marcos Vargas presenta una innovadora alternativa para los que quieren en negocios inmobiliarios. Su emprendimiento Besafeinversiones.com financia coletivamente a inmobiliarias para que lleven a cabo sus proyectos, disminuyendo sus créditos bancarios, y por ende retribuyendo a su pool de accionistas con rentabilidades muy superiores a los demás instrumentos financieros. “Democratizar las inversiones, antes solo reservadas para familias de altos patrimonios, quedando la gente común y corriente relegada a un número muy limitado de servicios financieros y a las tasas que éstos le ofrecían”, afirma este Socio ASECH. Conoce más de él en la siguiente entrevista.

Jueves 23 de febrero de 2017 

Explícame, ¿de qué se trata tu emprendimiento?

Es crowdfunding inmobiliario, es decir, financiamiento colectivo de bienes raíces; donde cualquier persona puede ser accionista de un desarrollo inmobiliario por bajos montos de inversión, optando a dividendos muy superiores a la banca y en “ladrillo”. En definitiva, lo que hacemos es que, para un bien raíz que está escriturado con todos sus permisos municipales y muy buena plusvalía, la inversión sea muy segura y de muy buena rentabilidad.

De esta manera financiamos coletivamente a inmobiliarias, para que lleven a cabo sus proyectos disminuyendo sus créditos bancarios, y por ende retribuyendo a su pool de accionistas con rentabilidades muy superiores a los demás instrumentos financieros.

¿Cómo se te ocurrió, qué necesidad viste?

El crowdfunding inmobiliario lleva años desarrollándose en Europa y USA, donde las Fintech tienen reconocimiento legal y pueden competir directamente con los bancos, prestándole dinero a la gente. En nuestro caso y junto a 5 socios más vimos la necesidad de democratizar las inversiones, antes solo reservadas para familias de altos patrimonios, quedando la gente común y corriente relegada a un número muy limitado de servicios financieros y a las tasas que éstos le ofrecían.

¿Crees que has cumplido tus metas?

Con creces. En un año particularmente difícil para mencionar la palabra “inversiones” y donde históricamente nunca se conocieron tantos casos de estafas piramidales y de otra índole, llegar donde un cliente diciéndoles que confiara en nosotros, que su dinero estaría en buenas manos, no fue una tarea fácil, pero el tiempo nos dio la razón.

¿Cómo ha sido la recepción?

Muy positiva, principalmente con la gente que quiere ahorrar y que su inversión sea segura pero rentable. De a poco han ido entendiendo que el crowdfunding se da en muchos ámbitos y que el inmobiliario es uno de ellos, y nosotros somos la empresa que lo aborda.

¿Cuál crees que es el mayor valor que entregas?

Trasparencia y seguridad. En momentos donde el mercado está inestable, la gente tiende a desconfiar y especialmente si se trata de su dinero. El hecho que nos asociemos sólo con inmobiliarias de reconocida calidad y prestigio, unida a la total trasparencia que le entregamos (incluso los instamos a descargar los contratos para que lo consulten con sus contadores, abogados amigos e inclusive autoridades de manera que una vez que estén totalmente seguros, empiecen a invertir desde pequeños montos), nos ha dado cada vez más prestigio.

¿Qué ha sido lo más difícil?

Como dije anteriormente, primero combatir el estigma de lo desconocido y junto a ello, empezar el emprendimiento en el año donde más abundaron los casos de estafas en inversiones, que si bien no tenían nada que ver con el modelo de negocios de crowdfunding, la desconfianza era notoria.

¿Tienes nuevos desafíos con respecto a este emprendimiento?

Si claro, ya nos hemos ganado nuestro espacio, diarios de reconocido prestigio financiero nos han realizado reportajes los cuales nos han ayudado a validar aún más nuestro modelo de negocios. El próximo desafío es mantener el sostenido crecimiento en Chile, ampliar en un 70% la oferta de productos y aperturar otro país, ya tenemos en la mira a Perú y Colombia, pero aún no nos hemos decidido por uno de ellos.