Hazte socio

Gracias Asech – Alfredo Moreno, presidente de la Confederación de la Producción y del Comercio (CPC)

Lee la columna completa en Pulso.

Por Alfredo Moreno. El emprendedor es, por definición, una persona de acción. Alguien que, cualquiera sea la posición en que esté, tiene la motivación y la fuerza para hacerse cargo de los problemas que percibe a su alrededor.

Miércoles 18 de octubre de 2017

Desde comienzos de 2017, un grupo de personas de acción, todas motivadas por aportar ideas que ayuden a solucionar problemas de Chile, nos hemos estado reuniendo en los encuentros 3xi. Movidos por el anhelo de inspirarnos, incluirnos e innovarnos, 3xi es una iniciativa conjunta de la CPC, la Asech, empresas B, la Comunidad de Organizaciones

Solidarias y el Centro de Innovación UC. Nuestro propósito común es trabajar unidos para restituir las confianzas, derribar barreras y potenciarnos unos a otros, de manera de crear valor en un mundo en profundo proceso de cambio.

 En cada uno de los cinco encuentros que ya hemos realizado -el quinto ha sido esta semana en Antofagasta-, los participantes de la Asociación de Emprendedores de Chile (Asech), que cumple seis años de vida y que está representada por Alejandra Mustakis, han sido un extraordinario aporte a 3xi. Porque el emprendedor es, por definición, una persona de acción. Alguien que, cualquiera sea la posición en que esté, tiene la motivación y la fuerza para hacerse cargo de los problemas que percibe a su alrededor.

Por lo mismo, los emprendedores, tanto en su etapa inicial o cuando llegan a ser grandes empresas, son actores fundamentales para Chile. Son los que hacen crecer al país, generan crecimiento, empleos y progreso. En consecuencia, cada vez que uno de ellos es restado de una actividad económica, el país pierde una oportunidad de avanzar.

Detrás de cada emprendedor hay sueños, una visión inspiradora, ganas de hacer cosas y solucionar problemas. Al verlos y oírlos en los encuentros 3xi, no cabe duda que una gran fuerza interior y una profunda convicción los llevaron a emprender. Provenientes de distintos rubros y regiones, con variadas motivaciones y diversas edades, todos los que han participado en estas reuniones nos han manifestado testimonios potentes, con los que nos han enseñado diferentes formas de mirar la vida, de encarar el crecimiento y de afrontar los desafíos desde su particular mirada empresarial.

La visión de los emprendedores de la Asech es por esencia la de un creador, un innovador y un solucionador. La fuerza, el coraje y la perseverancia son sus características vitales. La sensación es que se enamoran de sus proyectos, vibran apasionadamente con lo que hacen y valoran las caídas, estando siempre dispuestos a partir desde cero y con cero. Son optimistas ante el fracaso, porque lo ven como un resultado posible del proceso y una oportunidad para reemprender. De hecho, en la mayoría de los casos, han emprendido más de una vez.

 Hemos aprendido mucho de los microempresarios y de sus pymes, quienes nos han transmitido la humildad de no saberlo todo, lo importante de no quedarse en el “si está bien, no lo cambies” y el valor de pensar distinto.

La Asech, con sus miles de emprendedores, nos demuestra que podemos más. Que Chile puede más. Que tenemos talento de sobra. Que hay que seguir adelante sin amilanarse frente a las dificultades, porque son los emprendedores -los empresarios chicos, medianos y grandes- los que han hecho y seguirán haciendo del nuestro, un gran país.

*El autor es presidente de la Confederación de la Producción y del Comercio (CPC).