Hazte socio

Pasar de lo correctivo a lo preventivo en conjunto – Marcial González, fundador y director de DEFEM (Asech)

Viernes 29 de septiembre de 2017

Por Marcial González.

Ser emprendedor en nuestro país no es fácil, sobre todo por las dificultades que existen en el mercado. Emprender es ir a jugar a La Paz, de visita y a 3.640 metros de altura; es difícil, pero no imposible. Todo depende del equipo.

Mejorar y destrabar el camino del emprendimiento, donde las asimetrías legales son uno de los factores más presentes, solo es factible bajo los conceptos de unión y colaboración. El ecosistema debe trabajar en conjunto en pos del bien común y dejar de lado la competitividad acérrima. En este punto las grandes empresas juegan un rol importante y son el factor que falta.

De acuerdo con cifras recolectadas por la Unidad de Defensa del Emprendedor de Asech (Defem), en una muestra de 500 emprendedores, el 87% de los encuestados admitió haber sufrido algún tipo de abuso, mientras que el 57% los tuvo más de una vez. En ese contexto, el emprendedor como eje central y con ayuda de universidades, y con la ayuda del Círculo Defem, articula las acciones en torno a sus necesidades legales.

GESTIÓN CORRECTIVA Y PREVENTIVA

En la Unidad de Defensa del Emprendedor de Asech orquestamos las necesidades legales del emprendedor desde la gestión correctiva y preventiva, pero es la segunda la que adquiere más valor en etapas tempranas del emprendimiento. ¿Cómo comienza el camino de protección preventiva del emprendedor? Claramente después de la formalización de la empresa vienen los contratos y es aquí donde el emprendedor debe hacer un `pare, mire y escuche`

Hablemos y definamos los espacios de colaboración, deberes del emprendedor y sus derechos, a través de los contratos, pero en un lenguaje simple y claro ya sea en lo corporativo, laboral, propiedad intelectual y los documentos de uso más recurrente que el emprendedor requiere y debe ser protegido por el más fuerte, por ejemplo, los famosos NDA´s o conocidos como acuerdos de confidencialidad.

Cuántas veces nos pidieron ayuda emprendedores que fueron vulnerados por copia o plagio de sus emprendimientos y que algunos de ellos al presentar un acuerdo borrador de este tipo a un posible cliente estos se hacían los desentendidos y por poner la firma y decir: `Nosotros como empresa somos confiables y protegemos el valor de tu creación` Estas conductas deben vienen los contratos `Después de la formalización de la empresa un ´pare, mire y y es aquí donde el emprendedor debe hacer escuche´`.

Provenir desde la gran empresa hacia la mediana y no al revés, que permee en una nueva cultura de hacer negocios entre grandes y pequeños, sin poner entre la espada y la pared al emprendedor con cláusulas de arbitraje en los contratos en donde el costo de entrada de estas es varias veces mayor que el monto de la posible disputa.

Invitamos a la gran empresa a atreverse a cambiar esas cláusulas por unas nuevas de mediación previa ante todo evento que exista discrepancia entre las partes, y qué mejor que articular estos mecanismos alternativos de resolución de conflictos que con una red neutral como pueden ser las universidades y sus escuelas de derecho a través de Defem.

Los profesionales deben anticipar el conflicto, en vez de preocuparse por resolverlo. Es más, la mediación es un mecanismo alternativo para la resolución de problemas, pero tiene el beneficio de construir relaciones sólidas con la gran empresa, tanto así que el 89% de los emprendedores prefieren resolver las asimetrías a través de esta vía.

ANTICIPAR CONFLICTOS

Si podemos mediar y muchas veces logramos restaurar relaciones quebradas bajo este medio, ¿por qué no pasar a la segunda fase, la de anticipar los conflictos? La respuesta está en el ecosistema, pero con cambios sustantivos en lo que se entiende como `valor compartido` y diferenciarlo con la responsabilidad social empresarial.

Hay que incentivar a las grandes empresas para que protejan a las pymes, porque junto a ellas conforman el motor de la economía y son las creadoras de empleos más importantes de Chile. No se trata de satanizar o atacar a las empresas más consolidadas, sino que, de invitarlas a colaborar, ya que todos los actores relevantes tienen algo que decir en esta materia.

El llamado es a cuidar las relaciones por sobre los intereses particulares; se hace necesario dejar de ser corto placitas. Mirar a largo plazo es la mejor manera de construir relaciones duraderas. Acá todo el ecosistema es relevante. La academia, empresas, asociaciones gremiales, poder público, gobiernos de turno, ministerios y Defem debemos trabajar en conjunto para lograr que Chile sea el mejor país para emprender.